Javier Mediavilla, Daniel Padilla y Luciano Alsogaray son metanenses que combaten los incendios en Corrientes. Cuentan a El Tribuno la difícil situación que se vive en el Litoral.

Tres metanenses capacitados y con experiencia en incendios forestales se encuentran en estos momentos en Corrientes combatiendo las llamas que siguen avanzando.

“En estos momentos la situación es muy compleja. Se sigue quemando mucho y la dinámica de este incendio no se compara a otros a los que les hicimos frente. Estuvimos descansando y ahora estamos aprestos para salir de nuevo”, dijo Javier Mediavilla.

“Estuvimos trabajando en distintas zonas tratando de proteger las casas. Queremos transmitir tranquilidad a nuestras familias. Somos profesionales, nos capacitamos y entrenamos para esto. Arriesgamos lo necesario, somos conscientes que primero está la vida de todos los que estamos trabajando acá”, destacó.

“En estos momentos estamos descansando en una hostería que es una reserva que forma parte del Parque Iberá y El Empeño. Tenemos fuego en tres frentes aunque alejados de donde estamos haciendo base. Nos desplazamos a puntos estratégicos en helicóptero, aunque parecen lejos en cuestión de horas arrasa kilómetro a kilómetro”, dijo Mediavilla, quien junto a Daniel Padilla y Luciano Alsogaray son metanenses que combaten los incendios en Corrientes.

Mediavilla y Padilla tienen una gran vocación de servicio que los llevó a trasladarse hasta la provincia que sufre las consecuencias del avance de las llamas. Javier es combatiente de incendios forestales del Parque Nacional El Rey. 

Por su parte, Luciano Alsogaray trabaja en el Parque Copo de Santiago del Estero.

Hace tres semanas estuvo en los incendios del Parque Nahuel Huapi en Bariloche y hoy el destino lo mantiene en Corrientes, tratando de combatir uno de los incendios más terribles de los últimos años. 

“Se quema en todos lados y se trabaja muy al filo porque las condiciones meteorológicas son muy cambiantes. El viento nos golpea mucho con el fuego y por eso se repliega”; dijo Javier.

EL Tribuno Salta