La directora de la Niñez del municipio de Salvador Mazza confirmó que formalizará la denuncia penal.

Denuncia penal por el aborto de un bebé de  6 meses de gestación Hospital Juan Domingo Perón de Tartagal, donde se realizó el aborto.

Claudia Subelza, directora de la Niñez del municipio de Salvador Mazza, con relación al tema que tiene consternada a la localidad de Salvador Mazza luego de que en el hospital Perón de Tartagal se realizará la interrupción de un embarazo de casi 6 meses de gestación a una joven de esa localidad, confirmó que “voy a formalizar una denuncia penal y la justicia deberá investigar para determinar quiénes fueron los responsables de este hecho que tiene impactada a toda la localidad de Salvador Mazza. La denuncia la voy a formalizar en mi carácter de funcionaria de un área que precisamente se dedica a proteger a los niños, a sus madres y a los sectores más vulnerables y, como tal, no puedo mirar para otro lado cuando conozco todo el caso porque desde un principio me involucré para evitar que este aborto se realizara, y sin embargo no fui escuchada”.

Subelza se refería así al caso de la joven de 21 años residente en esa localidad de frontera, quien se presentó en el hospital Juan Domingo Perón de Tartagal para pedir que le practicaran una interrupción voluntaria del embarazo (IVE), y un primer profesional se negó a realizarle por el avanzado estado de gestación, según refirieron sus familiares. Pero finalmente otra profesional médica procedió a practicarle el aborto a la joven, quien para lograr su cometido (aunque después al parecer se arrepintió) había argumentado que se encontraba totalmente desprotegida y en situación de calle, cuando en realidad residía en la casa de su tío, un efectivo de la Policía de la Provincia de Salta.

El temor de la familia

Subelza fue informada por el tío de la joven, quien recurrió a la funcionaria para evitar que su sobrina se practique el aborto, ya que un profesional del mismo hospital de Tartagal le había manifestado que tenía casi 6 meses de gestación. “Cuando este vecino de la localidad me vino a ver hice todo lo que estaba a mi alcance, como llamarlo al director del hospital de Tartagal, Santiago Payo, para pedirle que no permita ese aborto, pero no me escuchó y por el contrario se mostró muy molesto por el planteo que yo le realizaba. También hablé con dos funcionarias de la Justicia para ponerles sobreaviso de la situación, pero ni así pudimos evitar que el aborto se concretara cuando la joven habló conmigo y me dijo que se había arrepentido. Pero un par de horas después me llamó para decirme que ya la llevaban al quirófano. Yo voy a formalizar la denuncia, porque más allá de que existe una legislación que permite la interrupción voluntaria del embarazo es incalificable que se haya hecho con una mujer con tantas semanas de gestación, poniendo inclusive en riesgo la vida de ella, tal como lo dijo el médico que se negó a hacerle el aborto por ser objetor de conciencia. Necesitamos que esta situación se aclare, que se cite a los responsables, porque lo que ha sucedido es terrible. La misma joven me relató en la noche del martes que el bebé nació con vida, y que a ella le consta porque lo vio. Como dije antes, no daré mas detalles de lo que esta humilde mujer me relató porque son estremecedores, pero necesitamos que ante este tipo de hechos la Justicia intervenga, si no es de oficio, con la denuncia formalizada”, enfatizó.

Subelza explicó que “desconozco si la familia hará una denuncia, pero creo que tienen temor porque son familias humildes y, además, el tío de la joven es policía y por lógica no quiere tener problemas laborales. Por ese motivo yo la haré y diría que no solo como funcionaria, sino por mi condición de mujer y de madre”, cerró.

El Tribuno Salta