La titular de la delegación en la provincia se negó a brindar detalles sobre el operativo de la Policía Federal y aseguró que las explicaciones correrán por cuenta de funcionarios nacionales. El PAMI Salta está en el foco de la polémica por descuentos a empleados para “aportes” a La Cámpora y cobro indebido del IFE.

E8HLKJkXsAANj7m?format=png&name=small

Total hermetismo mantuvieron los cargos jerárquicos del PAMI Salta respecto al operativo de la Policía Federal en las oficinas de calle Zuviría.

De hecho, Verónica Molina, directora Ejecutiva de la delegación del organismo nacional a nivel local, estuvo presente durante el operativo y advirtió que los detalles sobre qué impulsó el allanamiento serán brindados por directivos nacionales.

Lo cierto es que, de un tiempo a esta parte, PAMI Salta ha estado en el foco de la polémica por las denuncias de exgerentes respecto a descuentos en sus salarios para “aportar” a La Cámpora, por un lado y por el cobro indebido del IFE por parte de algunos empleados.

Además, un informe de Aries reveló que en las oficinas de la delegación se retenían electrodomésticos e insumos para jubilados desde abril pasado. Curiosamente, desde el inicio de la campaña política, pudo verse a candidatos del Frente de Todos – en Capital y en algunos Municipios – participando de entregas de estos elementos, en actividades realizadas por el propio PAMI, vale destacar, en tono proselitista.

Curiosamente, esta mañana durante el allanamiento, el móvil de Aries constató que las cajas con electrodomésticos e insumos que se apilaban en oficinas y pasillos de la sede de calle Zuviría habían sido retirados previo al inicio del procedimiento policial.