El principal sospechoso de golpear y arrojar desde un octavo piso a Julieta Riera de un edificio en la ciudad de Paraná el 30 de abril fue beneficiado por la Justicia.

Le dieron prisión domiciliaria a sujeto que tiró a su novia de un octavo piso

El hijo de una ex jueza que fue detenido por el femicidio de su novia, Julieta Riera, a quien golpeó y arrojó el pasado 30 de abril desde el octavo piso de un edificio en la zona céntrica de Paraná, fue beneficiado por la Justicia entrerriana que le otorgó la prisión domiciliaria con una caución de 500 mil pesos.

La vocal de Juicios y Apelaciones Nº 1 de Paraná, Carolina Castagno, fue quien le concedió el arresto domiciliario a Jorge Julián Christe, de 31 años, por el plazo de 60 días. Tendrá un monitoreo electrónico, el cual deberá cumplir en su departamento del sexto piso del mismo edificio donde se cometió el femicidio, bajo la custodia de su madre, la ex jueza en lo Civil y Comercial Ana María Stagnaro.

Durante la audiencia que duró más de cuatro horas participaron de manera presencial el fiscal Ignacio Aramberry y los abogados defensores Franco Azziani Cánepa y Ladislao Uzín Olleros; mientras que la abogada querellante Corina Beisel y el imputado participaron mediante videoconferencia.

Christe está imputado por el delito de “homicidio triplemente agravado por el vínculo, alevosía y violencia de género” contra Julieta Riera, que prevé la pena de prisión perpetua, y se encuentra detenido en la Unidad Penal 1 de Paraná hasta tanto cumpla con los requisitos ordenados por la jueza. 

La defensa de Christe había solicitado que se dicte la excarcelación del imputado o, en su defecto, se morigere con prisión domiciliaria, ya que no existía el riesgo de fuga ni la posibilidad de entorpecimiento de la investigación por la muerte de Julieta Riera.

El fiscal Aramberry y la abogada Beisel rechazaron la apelación y confirmaron que es “razonable” la decisión de extender la prisión en la cárcel. La jueza Castagno detalló que “ni la fiscalía ni la querella acompañaron nuevos elementos de juicio sino que reiteran lo puesto”, ni tampoco “informaron si testigos o peritos recibieron intimidación o injerencia del imputado o allegados del mismo”.