La comuna gestionó el préstamo del inmueble y ahora se hará cargo de realizar remodelaciones necesarias.

Habilitarán clínica para  pacientes moderadosAUTORIDADES

Debido a la situación crítica que vive Libertador por la pandemia del coronavirus, no sólo en fase 1 sino en zona roja con la mayor cantidad de casos positivos, con cuarenta efectivos de la Unidad Regional IV afectados, al igual que personal de Salud y del municipio, la Municipalidad gestionó la habilitación de la clínica “San Lorenzo” para pacientes moderados.

La directora del hospital “Oscar Orías”, Manuela Cabello, informó que recorrieron la clínica “viendo la posibilidad de habilitar por ahora un sector de la misma, dado el tiempo que estamos viviendo de la pandemia en esta etapa para poder tener más disponibilidad de camas en Libertador”.

Puntualizo que “estamos atendiendo a pacientes de todo el departamento de Ledesma y Santa Bárbara, esta gestión se viene haciendo desde hace un tiempo en este sentido tenemos que agradecer al doctor Bilariño, quien ha decidido dar en comodato acá con las gestiones del contador Gerardo Morienega de la Secretaría de Hacienda de la Municipalidad de Libertador”.

Indicó que “en esta clínica tenemos pensado instalar alrededor primeramente en la planta baja unas 14 camas, luego en el segundo piso otras 16 y por último en el tercero, también unas 14 camas así que vamos a tener un total 44 capas para pacientes Covid moderado y las vamos a habilitar de acuerdo a la obra de refacción”.

En tanto, el secretario de Hacienda, Gerardo Morienega, encargado de la gestión, dijo que “luego de la comunicación con el doctor Bilariño a quien agradecemos públicamente por su buena disposición y entendimiento por la situación que está pasando la ciudad de Libertador de otorgarnos la clínica a título gratuito”.

Señaló que el municipio se hará cargo de manera inmediata de las refacciones para ponerla operativa y funcionando lo más pronto posible para combatir la pandemia. “El primer piso se encuentra en buen estado general, las inversiones serían mínimas. La inversión más fuerte sería para el segundo piso, vamos a empezar en el primer piso ahí está la interacción, los laboratorios, enfermería luego será el segundo piso”, destacó.

Por su parte, Rolando Flores, presidente del Concejo Deliberante, expresó que “la buena noticia es que ya tenemos el recurso disponible en la ciudad, ya que el hospital funciona como regional porque atiende a unas 150 mil personas. El deterioro de la clínica es sólo por el paso del tiempo, la clínica tenía energía, la sala de parto, de terapia operativas el 100 %”. Finalmente dijo que el desafío “lo vamos a hacer en dos etapas, en una etapa disponer de las 14 camas en la planta baja, esto va ya ser un apoyo para la salud del sector público porque estamos en un momento crítico de la pandemia. Vamos a hacer todo el esfuerzo para la refacción y poner operativa y en funcionamiento”. Al concluir agradeció “al doctor Bilariño por su generosidad de poner la clínica a disposición de la comunidad”.