El Gobernador de la Provincia, Gerardo Morales, afirmó que hay una fuerte voluntad política del Gobierno de no bajar los sueldos de los trabajadores que se desempeñan en la administración pública provincial. Además, sostuvo que, ante rumores que circularon en los últimos días sobre la posibilidad de descontar parte de los salarios de los trabajadores estatales de que esto no sucederá, y de que los empleados pueden estar tranquilos porque el Estado asume el compromiso de no llegar a esa situación.