Brenda Micaela Gordillo tenía 25 años. Su novio la mató, la quemó en la parrilla y la descuartizó. Tiró los restos a la basura.

CATAMARCA.- Brenda Micaela Gordillo tenía 25 años. Fue asesinada de una manera brutal: su novio Naim Vera, de 19 años, calcinó su cuerpo en la parrilla y lo descuartizó.

Los restos, cabe recordar, fueron encontrados quemados y descuartizados a la vera de la Ruta Provincial N° 4 y en un contenedor de basura de la zona.

La autopsia reveló detalles importantes para la causa.la joven falleció por “asfixia por sofocación” provocada por un “trapo en la boca”. Otro dato importante del estudio: la chica no estaba embarazada.

Según Infobae.com, después de deshacerse del cuerpo, el acusado, Naim Vera le contó lo que había hecho a un amigo abogado y a sus padres, una pareja de reconocidos médicos en la ciudad. Fueron los padres quienes lo llevaron hasta la sede de la Brigada de Investigaciones de la Policía local para que se entregara.

Ante la policía Vera dijo que comenzó a discutir con su novia, porque un presunto embarazo. Dijo, asimismo, que la chica se cayó por las escaleras y murió. Pero los resultados de la autopsia desmienten esa versión.

El joven por otra parte explicó por qué trozó el cuerpo: la idea era quemar el cadáver en la parrilla de la vivienda, pero como notó que las llamas no lo consumían, comenzó a descuartizarlo. Después separó los restos: en una caja colocó el torso y los miembros superiores; a una bolsa fueron a parar las extremidades.

Según informó El Ancasti, a las partes inferiores del cuerpo de la víctima las tiró en un contenedor de basura cercano al departamento y la caja que contenía las otras partes del cuerpo las trasladó en su camioneta Fiat Toro a un lugar más alejado.

Fuente: Infobae