Tras realizar varias pintadas y colgar un pasacalles en la puerta de la institución, padres de las víctimas escarcharon a la docente acusada.

El caso tomó tal magnitud que la dirección de Educación de Gestión Privada de la provincia de Buenos Aires decidió abrir una investigación para determinar la responsabilidad de la autoridades del colegio y de los inspectores que actuaron, ya que el año pasado hubo una denuncia que fue desestimada por el psicólogo de la institución, según informó Télam.

Se trata del colegio privado religioso María Auxiliadora de la localidad de Morón.

La aberrante situación volvió a salir a la luz el miércoles pasado, cuando colocaron un pasacalle frente al colegio que decía “Florencia Sanguinetti, las partes íntimas no se tocan, pedófila, colegio María Auxiliadora, cómplice”.

Con el rumor de abusos que sucedieron el año pasado, los papás empezamos a preguntar a los nenes y ayer mi nena me contó que la ‘seño’ le hacía cosquillas en la cola y cuando le dije que me mostrara, se bajó la calza, su ropa interior y empezó a tocarse. Ahí decidí hacer la denuncia”, dijo este viernes a C5N Érica Oliva, mamá de una nena de 3 años que realizó el jueves la denuncia.

Fuentes policiales confirmaron que la docente no dio clases ni el jueves ni el viernes, y que los niños de la sala quedaron a cargo de una suplente. En tanto, desde la Dirección de Gestión Privada indicaron que la maestra fue apartada.

Esta es la foto, no tengo miedo a mostrarla, su nombre es Florencia Sanguinetti. Le pido a la justicia que interceda y que haga lo que tenga que hacer lo antes posible porque hay vidas inocentes que están sometidas a esto, que es un monstruo”, dijo Mauricio, el padre de la nena.


Los chicos no se tocan”, “Pedofilia”, “Salita de 3”, fueron algunas de las pintadas que el viernes aparecieron frente al colegio.