La Fiscalía elevó el pedido al Juzgado de Garantías 2 de Orán. El ex titular de la diócesis oranense ahora tiene un cargo importante en el Vaticano.

En Salta, el -hoy- asesor del Papa Francisco, Gustavo Zanchetta, podría quedar imputado por el delito de abuso sexual simple en perjuicio de dos personas. La Fiscalía que sigue el caso elevó el pedido al Juzgado de Garantías 2 de Orán, donde el religioso ocupó el cargo de obispo durante un tiempo. Luego se fue “misteriosamente” y se refugió en el Vaticano. 

La investigación del caso se inició de oficio en enero pasado, oportunidad en la que la fiscal María Soledad Filtrín Cuezzo, solicitó al Obispado de Orán la nómina de las personas que concurrían al Seminario en el período que se habría desarrollados los hechos, hasta ese momento denunciados públicamente y ante un Tribunal eclesiástico.

Posteriormente se determinó que los concurrentes eran mayores de edad y se iniciaron las citaciones correspondientes a fin de conocer más detalles de los supuestos hechos, instancias en que sólo dos de los asistentes radicaron denuncias en contra del ex obispo de esa ciudad, Gustavo Zanchetta.

En vista de la complejidad del caso, desde la Procuración se dispuso participación conjunta de los fiscales Filtrín Cuezzo y Sergio Federico Obeid, éste último fiscal penal 1 de la Unidad de Delitos contra la Integridad Sexual del Distrito Judicial Centro.

En las denuncias, las víctimas aportaron información respecto a los hechos y esto llevó a los fiscales a disponer numerosas diligencias, entre ellas varias declaraciones testimoniales de personas que concurren al Seminario y otras que ya no se encuentran en Orán, por lo que se debieron realizar numeroso trámites para la ubicación y citación de testigos.